bookmark_borderLos cuatro de Liverpool

El Real Madrid se agarra esta noche ante el Liverpool al extraordinario momento de forma de sus cuatro Beatle: Luka Modric, Vinícius, Toni Kroos y Karim Benzema. El brasileño y el alemán son los que más preocupan a Klopp, entrenador de los ‘reds’.

Luka Modric siempre habla claro y este martes, en la rueda de prensa previa al partido, quiso llevar la contraria a los que dicen que para el Madrid es mejor jugar en Anfield a puerta cerrada o que los blancos saldrán a aguantar el resultado. Ni lo uno, ni lo otro. El croata asegura que él quería jugar con gente y que el Madrid saldrá al ataque. «Tenemos que hacer un partido a la altura de la competición. Yo prefería jugar con el estadio de Anfield lleno», dijo Modric, convencido de las opciones del equipo: «Sabemos que va a ser muy duro, pero vamos por el partido, no venimos a defender, venimos a ganar». Luka en estado puro.

Sabemos que va a ser muy duro, pero vamos por el partido

Jürgen Klopp no regateó un solo elogio a Vinícius en la previa. El brasileño, uno de los jugadores más en forma del Madrid, fue una pesadilla para Alexander-Arnold y el futbolista que más impresionó al técnico de los ‘reds’: «Estaba impresionado, no sorprendido. Todo el mundo sabe por qué el Madrid le fichó. ¿Planes especiales para frenarle? En el primer gol no lo había. Pero sí hay que frenar los balones hacia él, eso está claro. Pero no estoy sorprendido, estoy impresionado». Vinícius atraviesa su mejor momento desde que juega en el Real Madrid y en el Liverpool le temen tras el doblete de la ida.

En Liverpool saben que muchas de sus posibilidades de eliminar al Real Madrid pasan por anular el juego de Toni Kroos, el futbolista que garantiza el control del balón en el Madrid y que además en la ida se encargó de lanzar a Vinícius con sus pases largos. «Tenemos que frenar eso», avisó Robertson, aunque el que más y mejor habló de Kroos fue Klopp. Como hizo con Vinicius, no escatimó en alabanzas: «No le conozco mucho, pero le admiro. Es una maravilla. Me recuerda un poco a Schuster, aunque Schuster era más dinámico. Tiene mucha capacidad y habilidad para chutar además».

Karim Benzema es uno de los jugadores que estando aún en activo ya es leyenda de la Champions. Son ya 17 temporadas en la competición, las mismas que Leo Messi, y esta noche en Anfield puede seguir haciendo historia en Europa y en el Real Madrid si logra anotar un tanto. Le bastaría para igualar ya a Raúl con 71 dianas como el segundo mejor artillero en la Copa de Europa en la historia del club, sólo superado ya por Cristiano, con 105 dianas en la Champions vestido de blanco y 134 en total, y por las 120 de Messi. En tercer lugar sigue Lewandowski, que lleva 73 dianas.

bookmark_borderRamos, Modric y Benzema: el tridente de los cien años

Los tres han resultado decisivos en una Liga al alcance ya de la mano y los tres son quizá los mejores exponentes de esta etapa dorada del Real Madrid. Con la marcha de Cristiano, entre los tres han cogido el peso del equipo y viven una segunda juventud. Uno por línea: Ramos, Modric y Benzema. Entre los tres suman justo cien años. Muchos les daban ya por muertos, y más después de un confinamiento tan largo. A su edad les podría costar más esfuerzo volver a recuperar la forma, pero nada más lejos de la realidad. Nadie llegó mejor que ellos y resulta que junto a Courtois son los tres futbolistas más en forma de la plantilla. Ramos y Modric tienen 34 años y Karim 32 y ellos pueden decir que la vida del futbolista ya no se termina pasados los 30.

Sorprende su estado físico. Para las once finales, se ha confirmado como el otro goleador junto a Benzema. Ya lo era de hecho, pero ha asumido más responsabilidad si cabe. Sigue intratable en la tanda de penaltis y en sus labores defensivas está de diez. De los nueve partidos desde la vuelta, ha disputado ocho y ha marcado en seis. No hay mejor dato para hablar de su trascendencia. A sus 34 años, tiene pendiente una renovación que ahora más que nunca se antoja esencial. Se lo ha ganado además. 15 temporadas después, 648 partidos y 96 goles con el Madrid, el defensa más goleador de la historia de la Liga, el de Camas no se cansa de ganar.

Modric, el último en subirse al tren

Ha sido el último de los tres en recuperar su mejor versión. Después de jugar la final del Mundial y ganar el Balón de Oro, llegó una cuesta abajo que parecía no tener fin. Sin embargo, Zidane siempre confió en él y ya este año empezó a cambiar la curva. Sin embargo, lo mejor ha llegado tras el parón. El croata vuelve a dejar detalles y fases del partido que recuerdan al mejor centrocampista de Europa. Está siendo otro de los destacados de estas once finales. Su adiós, ante las dificultades para volver a ser el de antes y con un año más de contrato, hasta 2021, parecía un hecho. Su renovación por una temporada, visto su rendimiento, igual se ha quedado hasta corta.

Su ausencia de la selección es caso de estudio pero igual o más lo es el hecho de que nunca esté al menos entre los grandes aspirantes al Balón de Oro. Pasó de puntillas ya por este premio la campaña pasada quizá porque su gran año, con 30 goles, quedó eclipsado por la mala temporada del Madrid a nivel general. Esta temporada ha seguido en la misma línea. Aunque no se ha hecho oficial ya ha renovado hasta 2022. En la etapa de esplendor de la BBC, nadie imaginó que sería el más longevo y acabaría siendo el líder del ataque, pero así ha sido. Cristiano se fue, Bale no asumió ese papel y Karim, a sus 32 años, maravilla con su juego dentro y fuera del área. Suma ya 19 goles en Liga, a tres de Messi, y sería ya el Pichichi si lanzara los penaltis. Como Ramos, el Madrid ha vivido de sus goles (5) y asistencias (2) en estas nueve finales, además de jugar para el equipo. Todavía a algunos, cuatro Champìons y quizá tres Ligas después, y once años siendo el 9 del Madrid, les parecerá poco.